-1
archive,tag,tag-carnes-con-estilo,tag-244,stockholm-core-1.0.8,select-theme-ver-5.1.5,ajax_fade,page_not_loaded,menu-animation-underline,wpb-js-composer js-comp-ver-6.0.2,vc_responsive
carnes con estilo-tendencia consumo

“CARNES CON ESTILO”, ES TENDENCIA DE CONSUMO

  • Las Indicaciones Geográficas Protegidas (IGP) Ternera Gallega y Ternasco de Aragón responden a las principales demandas del consumidor actual: disfrute, aporte nutricional, comodidad y sostenibilidad.
  • Los Consejos Reguladores de ambas IGP certifican, además, el origen de sus carnes de cordero y vacuno, otra de las grandes preocupaciones de los consumidores.
  • La campaña “Carnes con estilo” busca ampliar el conocimiento de los sellos IGP en España, así como poner en valor las características diferenciales de las carnes de Ternasco de Aragón y Ternera Gallega.

 

Las carnes certificadas de las IGP Ternasco de Aragón y Ternera Gallega cumplen con los principales requisitos y necesidades de los consumidores actuales. Según el informe “Las tendencias del consumo y del consumidor en el siglo XXI”, elaborado por el Ministerio de Sanidad y Consumo en colaboración del Instituto Nacional del Consumo[1] “hacia un futuro primará lo sano unido a la comodidad y la rapidez”.

Siguiendo en esa línea, las carnes de Ternera Gallega y Ternasco de Aragón destacan por su aporte nutricional dentro de una dieta saludable y equilibrada. Las proteínas cárnicas son de muy alta digestibilidad y gran valor biológico, ya que aportan aminoácidos esenciales que son necesarios para funciones como el crecimiento y reparación de los tejidos de nuestro organismo.

Con sólo 100 gramos de carne de Ternera Gallega tenemos cubiertas el 48 % de las necesidades diarias de proteínas[2]. También es fuente de vitaminas B5 y B6 y tiene alto contenido en vitamina B12. Es fuente de fósforo y aporta magnesio y hierro. La carne magra de Ternera Gallega tiene, además, un muy bajo contenido en grasa, de menos del 2 %, según los estudios del Centro Tecnológico de la Carne (CETECA).

Por su parte, comer Ternasco de Aragón tiene múltiples beneficios, ya que tiene un alto contenido en proteínas y vitamina B12, es fuente de fósforo, zinc y niacina, siendo por ello ideal para su consumo tanto para niños como para adultos.

Así mismo, tiene un menor contenido de grasa intramuscular respecto a otros corderos de otras razas al mismo peso. El estudio de Martínez et al.[3] indica que canales de cordero con un peso entre 10 – 12 Kg. y correspondientes a la raza Rasa Aragonesa (raza incluida en la IGP), contenían el menor porcentaje de grasa intramuscular de las razas analizadas. En este estudio se analizaba la composición química de canales provenientes de corderos de varias razas españolas, estudiando diferentes lotes en función del peso canal.

Además, el Ternasco de Aragón es una muy buena opción para incluir en la dieta cotidiana. Un estudio científico[4] ha avalado estos efectos, al demostrar que comer pierna y paletilla de Ternasco de Aragón, tres veces por semana dentro de una dieta Mediterránea, tiene un efecto neutro sobre el perfil lipídico en sangre, similar al del pollo, ambas carnes magras. Otro estudio[5] demostró que el seguimiento de una dieta de adelgazamiento cardiosaludable e hiperproteica, que incluía la ingesta de esta carne tres veces por semana, produjo mayor pérdida de peso que una dieta con un contenido de proteína normal.

 

Comodidad y versatilidad

Las dos IGP ofrecen también un producto que se adapta a las necesidades actuales de comodidad y rapidez, de forma que los consumidores puedan mantener una alimentación saludable sin invertir demasiado tiempo. En este sentido, las IGP Ternera Gallega y Ternasco de Aragón ofrecen un amplio abanico de cortes fáciles y rápidos de preparar. Piezas aptas para todos los públicos y listas para disfrutar en cualquier ocasión, que hacen más sencillo y cómodo que nunca el consumo de ternera y cordero, como el Tournedó, el Filete de pierna o los Churrasquitos en el caso de Ternasco de Aragón o el filete de vacío, la bavette o el filetón de contra en el caso de Ternera Gallega.

Se trata de cortes de gran versatilidad, tanto culinaria como económica, que hacen que las carnes de ambas IGP estén presentes tanto en los menús diarios como en las grandes celebraciones, donde no faltan piezas como el chuletón o el solomillo de Ternera Gallega y la paletilla o las chuletillas de Ternasco de Aragón. Y todo ello manteniendo su gran sabor y jugosidad, cualidades organolépticas que despuntan en las carnes certificadas de estas dos Indicaciones Geográficas Protegidas.

Tanto la Ternera Gallega como el Ternasco de Aragón son carnes que exhiben un poderoso sabor. Por eso, el consumidor tiene a ambas en la cabeza cuando piensa en el disfrute, en cómo construir su próximo festín gastronómico.

 

Una producción sostenible

La sostenibilidad es otro de los aspectos que más conciernen a los consumidores hoy en día. En este sentido, los corderos y terneros que optan al amparo de las IGP Ternera Gallega y Ternasco de Aragón gozan de un estilo de crianza que sigue los sistemas de manejo tradicionales y medioambientalmente sostenibles, siendo esta actividad ganadera importante para el mantenimiento de la diversidad de los ecosistemas en los que se desarrolla.

Un total de 667 ganaderías se encuentran inscritas en la IGP de Ternasco de Aragón y más de 8.300 están adheridas a la IGP Ternera Gallega, lo que se traduce en un entorno rural vivo y protegido frente a la despoblación.

 

La certificación del origen

Según el estudio “Buceando en las tendencias alimentarias de los españoles”6, presentado este año por el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, “el 21,2% de la población considera imprescindible conocer el origen de los productos que consume” y más de la mitad compra productos y marcas de su tierra aunque sean más caros (+5,5 puntos que en 2015).

Precisamente garantizar el origen es una de las tareas fundamentales que llevan a cabo los Consejos Reguladores de las Indicaciones Geográficas Protegidas (IGP), organismos que avalan la procedencia y la trazabilidad de los productos que amparan, de acuerdo a un estricto proceso de certificación acreditado por ENAC (Entidad Nacional de Acreditación).

Es el caso de las IGP Ternera Gallega y Ternasco de Aragón que, bajo el nombre “Carnes con estilo”, desarrollan una campaña cuyo objetivo es ampliar el conocimiento de ambos sellos de calidad en España, incrementar la percepción sobre las cualidades diferenciales de sus carnes frescas, y aumentar la competitividad y el consumo de ambos productos.

 

IGP Ternasco de Aragón

El Ternasco de Aragón es un cordero de menos de 90 días, alimentado con leche materna y cereales naturales hasta alcanzar un peso en canal que oscila entre 8 y 12,5 kg.

Su exigente proceso de crianza y control está regulado desde 1989 por el Consejo Regulador de la Indicación Geográfica Protegida Ternasco de Aragón, lo que supone la distinción de ser la primera carne fresca en España reconocida con una Denominación específica. La IGP Ternasco de Aragón fue amparada por la Unión Europea como Indicación Geográfica Protegida en el año 1996.

Gracias a que todo el proceso de crianza está previamente definido, y a los frecuentes controles que se realizan durante todo ese tiempo, se garantizan unos estándares de calidad óptimos que se traducen en una carne de cordero tierna, sabrosa y saludable —demostrado en varios estudios profesionales publicados—, y cada vez más versátil, para satisfacer a nuevos tipos de consumidores y nuevas formas de consumo.

Como beneficio adicional, el Ternasco de Aragón favorece la economía rural aragonesa, su cultura y medio de vida, manteniendo la población y preservando el medio natural.

 

IGP Ternera Gallega

La Indicación Geográfica Protegida Ternera Gallega  inicia su labor de control y promoción en 1989. Desde 1996 está reconocida por la Unión Europea, siendo la primera carne de vacuno con control integral y certificado de garantía.

La carne comercializada bajo el amparo de la IGP Ternera Gallega es exclusivamente de terneros nacidos, criados y sacrificados en Galicia, que proceden de razas autóctonas y sus cruces y que superaron un riguroso programa de control integral.

Son terneros de menos de 10 meses, criados en ganaderías y cebaderos tradicionales, alimentados siguiendo las pautas seculares de la producción de carne en Galicia, con el aprovechamiento de los forrajes propios de la explotación y con concentrados  autorizados exclusivamente de origen vegetal. Además en el caso de Ternera Gallega Suprema, la base de su alimentación es la leche materna como mínimo hasta los 7 meses de edad. La carne se caracteriza por su textura de músculo fino, por su jugosidad, sabor y extraordinaria terneza.

 

 Para más información: Patricia Magaña – 676 50 71 67 – p.magana@gaiacomunicacion.es

[1] https://www.mscbs.gob.es/consumo/normativa/estudios/docs/tendenciasConsumidorSXXI.pdf

[2] http://www.terneragallega.com/caracteristicas-carne.html

[3] Martínez-Cerezo S., Sañudo C., Panea B., Medel I., Delfa R., Sierra I., Beltrán J.A., Cepero R., Olleta J.L. Breed, slaughter weight and ageing time effects on physico-chemical characteristics of lamb meat. Meat Science 69 (2005) 325–333.

[4] Mateo-Gallego R, Perez-Calahorra S, Cenarro A, Bea AM, Andres E, Horno J, Ros E, Civeira F. Effect of lean red meat from lamb v. lean white meat from chicken on the serum lipid profile: a randomised, cross-over study in women. Br J Nutr. 2012 May;107(10):1403-7.

[5] Mateo-Gallego R, Marco-Benedí V, Perez-Calahorra S, Bea AM, Baila-Rueda L, Lamiquiz-Moneo I, de Castro-Orós I, Cenarro A, Civeira F. Energy-restricted, high-protein diets more effectively impact cardiometabolic profile in overweight and obese women than lower-protein diets. Clin Nutr. 2017 Apr;36(2):371-379.

Barbacoa carnes con estilo

BARBACOA CARNES CON ESTILO

  • Las IGP Ternera Gallega y Ternasco de Aragón dan a conocer las cualidades de sus carnes de vacuno y cordero entre una treintena de periodistas, blogueros e influencers en una barbacoa celebrada en la azotea de The Hat Madrid.
  • El chef aragonés Javier Robles y el gallego José Manuel Mallón han sido los responsables de preparar a la brasa algunos de los cortes menos habituales de estas carnes frescas.
  • Esta barbacoa constituye el acto de presentación ante los medios del segundo año del plan de promoción europeo “Carnes con estilo”.

Las Indicaciones Geográficas Protegidas (IGP) Ternera Gallega y Ternasco de Aragón han celebrado una barbacoa en Madrid para dar a conocer las “Carnes con estilo” y sus nuevos cortes entre periodistas, blogueros e influencers, coincidiendo con el arranque del segundo año de su campaña de promoción europea.

a terraza de The Hat Madrid ha sido el espacio elegido para la celebración de este evento, que ha contado con la presencia de Patricio Pérez, director técnico de la IGP Ternasco de Aragón, quien ha destacado la importancia de estas carnes “por su vinculación al territorio y la sostenibilidad del mismo”. Por su parte, Luis Vázquez, director de promoción y relaciones externas de la IGP Ternera Gallega, ha destacado “la versatilidad de los cortes de Ternera Gallega y Ternasco de Aragón a la hora de cocinarlos en la parrilla”.

Pero, sin duda, han sido las brasas las grandes protagonistas de esta cita. La parrilla es una de las formas más espectaculares de cocinar las “Carnes con estilo”, especialmente algunos de los cortes que se han presentado en Madrid, ya que permite sacar el máximo partido a sus propiedades, a su terneza, a su jugosidad y, sobre todo, a su sabor.

Así lo han demostrado el chef aragonés Javier Robles, especializado en la cocina del Ternasco de Aragón, y el chef experto en Ternera Gallega, José Manuel Mallón, quienes han elaborado diversas piezas de “el cordero con gusto” y “la ternera con clase”.

Javier Robles, uno de los grandes embajadores de la carne de cordero de España, ha servido las clásicas e imprescindibles chuletillas de Ternasco de Aragón junto con otros sorprendentes cortes, como los churrasquitos (trocitos adobados de carne con hueso), los tournedós (rodaja de pierna sin hueso envuelta con su crepineta) o el filete de pierna sin hueso (ideal para los más pequeños).

Por su parte, el chef gallego y gran conocedor de las brasas, José Manuel Mallón, ha optado por piezas menos habituales a la parrilla como la llana (que se encuentra en la zona de la espaldilla), la punta de contra (que forma parte de la contra pero en su porción más dorsal) o el filete de vacío de Ternera Gallega (que tradicionalmente se utiliza en cocidos y guisos) para acabar con un delicioso chuletón trinchado.

De este modo, ambos cocineros demostraron ante los asistentes la enorme versatilidad de estas carnes frescas.

 

Dos IGP con historia

En 2018, las IGP Ternera Gallega y Ternasco de Aragón pusieron en marcha “Carnes con estilo”, un plan de promoción para reivindicar las bondades de sus carnes frescas y poner en valor la importancia de los sellos de calidad garantizada de la Unión Europea.

Ambas denominaciones comparten valores, pero también historia. La IGP Ternasco de Aragón fue la primera carne fresca distinguida con una denominación específica en España en 1989, fecha en la que la IGP Ternera Gallega comenzó su labor de control y promoción. Ambas fueron reconocidas por la Unión Europea en 1996.

Tanto por su veteranía y experiencia acumulada a lo largo de estos años como por su peso específico en el sector de carnes frescas certificadas, estas dos denominaciones han decidido unir fuerzas para reivindicar los valores diferenciales que las identifican.

Porque, además de su extraordinario sabor, la trazabilidad certificada y la calidad que llevan asociadas, estos productos contribuyen a la conservación de los métodos tradicionales de producción ganadera y favorecen la sostenibilidad de sus territorios.

Porque, además de su extraordinario sabor, la trazabilidad certificada y la calidad que llevan asociadas, estos productos contribuyen a la conservación de los métodos tradicionales de producción ganadera y favorecen la sostenibilidad de sus territorios.

Un total de 667 ganaderías se encuentran inscritas en la IGP de Ternasco de Aragón y más de 8.300 están adheridas a la IGP Ternera Gallega, lo que se traduce en un entorno rural vivo y protegido frente a la despoblación.

Actualmente, ambas IGP son las más representativas en la comercialización de vacuno y cordero recental en España, donde Ternera Gallega representa el 55% del total del vacuno nacional español con sello IGP y Ternasco de Aragón, el 55% del total del cordero recental nacional con IGP.

 

 IGP Ternasco de Aragón

El Ternasco de Aragón es un cordero de menos de 90 días, alimentado con leche materna y cereales naturales hasta alcanzar un peso en canal que oscila entre 8 y 12,5 kg.

Su exigente proceso de crianza y control está regulado desde 1989 por el Consejo Regulador de la Indicación Geográfica Protegida Ternasco de Aragón, lo que supone la distinción de ser la primera carne fresca en España reconocida con una Denominación específica. La IGP Ternasco de Aragón fue amparada por la Unión Europea como Indicación Geográfica Protegida en el año 1996.

Gracias a que todo el proceso de crianza está previamente definido, y a los frecuentes controles que se realizan durante todo ese tiempo, se garantizan unos estándares de calidad óptimos que se traducen en una carne de cordero tierna, sabrosa y saludable —demostrado en varios estudios profesionales publicados—, y cada vez más versátil, para satisfacer a nuevos tipos de consumidores y nuevas formas de consumo.

Como beneficio adicional, el Ternasco de Aragón favorece la economía rural aragonesa, su cultura y medio de vida, manteniendo la población y preservando el medio natural.

 

IGP Ternera Gallega

La Indicación Geográfica Protegida Ternera Gallega  inicia su labor de control y promoción en 1989. Desde 1996 está reconocida por la Unión Europea, siendo la primera carne de vacuno con control integral y certificado de garantía.

La carne comercializada bajo el amparo de la IGP Ternera Gallega es exclusivamente de terneros nacidos, criados y sacrificados en Galicia, que proceden de razas autóctonas y sus cruces y que superaron un riguroso programa de control integral.

Son terneros de menos de 10 meses, criados en ganaderías y cebaderos tradicionales, alimentados siguiendo las pautas seculares de la producción de carne en Galicia, con el aprovechamiento de los forrajes propios de la explotación y con concentrados  autorizados exclusivamente de origen vegetal. Además en el caso de Ternera Gallega Suprema, la base de su alimentación es la leche materna como mínimo hasta los 7 meses de edad. La carne se caracteriza por su textura de músculo fino, por su jugosidad, sabor y extraordinaria terneza.

 

Para más información: Patricia Magaña – 676 50 71 67 – p.magana@gaiacomunicacion.es

Carnes con estilo segunda campaña

“CARNES CON ESTILO” INICIA SU SEGUNDO AÑO DE CAMPAÑA

  • “Carnes con estilo”, el plan de promoción europeo de las IGP Ternera Gallega y Ternasco de Aragón, inicia su segundo ejercicio tras superar sus objetivos de difusión y cuota de mercado.
  • Durante este segundo periodo se van a reforzar las actividades con mayor repercusión, especialmente las degustaciones y acciones en casi 800 puntos de venta para impactar en el consumidor final.
  • Asimismo, se incrementan las actividades tácticas dirigidas a los medios de comunicación y líderes de opinión, para que puedan conocer de primera mano la calidad gastronómica de la ternera y el cordero amparados bajo ambos sellos.

 

Arranca el segundo año de la campaña “Carnes con estilo”, un ambicioso plan de promoción con el que las Indicaciones Geográficas Protegidas (IGP) Ternera Gallega y Ternasco de Aragón ponen en valor las garantías de calidad y origen que certifican sus sellos. Tras los grandes resultados del año 1, en el que se logró impactar en más 18 millones de personas, para este segundo período, la campaña ha afianzado la implicación de los principales distribuidores nacionales que comercializan Ternera Gallega y Ternasco de Aragón, promoviendo acciones de promoción consensuadas directamente con cada uno de ellos y ajustadas a sus objetivos comerciales.

Así, “Carnes con estilo” se implementará en más de 770 centros de las principales cadenas de distribución en Madrid, País Vasco, Cataluña y Comunidad Valenciana. Además, como novedad este año, la campaña coge todavía más fuerza con una segunda oleada de acciones y actividades promocionales a partir del mes de octubre, que se suma a la primera fase que comienza en este mes de mayo. El contacto directo con el consumidor sigue siendo uno de los principales objetivos de las IGP, que van a ofrecer a lo largo del año hasta 71 acciones de dinamización en punto de venta con demostración de cocinado y degustación, en las que darán a conocer nuevos cortes y nuevos formatos de comercialización.

Unos cortes alternativos que también se promocionarán a través de las nuevas videorecetas de campaña. Serán 8, 4 por cada IGP, que en este segundo año tendrán como protagonistas piezas como el filete fino, los churrasquitos y los tournedós de Ternasco de Aragón y los medallones, el filete de vacío o el centro de aguja de Ternera Gallega. Tanto la web de campaña, www.carnesconestiloigp.com, como las redes sociales de cada Indicación Geográfica, difundirán estas nuevas videorecetas, que se suman a las 16 ofrecidas ya el año pasado.

 

Acciones especiales de comunicación

Los medios, tanto generalistas como especializados, y los influencers o prescriptores seguirán siendo importantes aliados de las “Carnes con estilo”. A ellos irán dirigidas algunas acciones experienciales, como showcookings y demostraciones culinarias en directo, para que conozcan de primera mano la calidad gastronómica de Ternera Gallega y Ternasco de Aragón. Unas actividades que se realizarán en espacios singulares, de la mano de chefs especializados en el mundo de la carne, y que también servirán para transmitir la labor de control integral que llevan a cabo ambas IGP, el trabajo tradicional de sus ganaderos y su contribución al mantenimiento de la población rural y a la salvaguarda del medio ambiente.

La campaña, avalada por la Unión Europea, conseguía en su primer año sus principales objetivos: ampliar el conocimiento de las IGP Ternasco de Aragón y Ternera Gallega, incrementar la percepción sobre las cualidades de las carnes amparadas bajo estos sellos de calidad y aumentar su competitividad y su consumo. Este año, se espera consolidar, e incluso superar, los grandes resultados obtenidos durante el primer ejercicio, cuando “Carnes con estilo” impactó en más de 18 millones de personas[1] y aumentó la notoriedad de las carnes amparadas hasta llegar al 56,6%[2] del target.

 

IGP Ternasco de Aragón

El Ternasco de Aragón es un cordero de menos de 90 días, alimentado con leche materna y cereales naturales hasta alcanzar un peso en canal que oscila entre 8 y 12,5 kg.

Su exigente proceso de crianza y control está regulado desde 1989 por el Consejo Regulador de la Indicación Geográfica Protegida Ternasco de Aragón, lo que supone la distinción de ser la primera carne fresca en España reconocida con una Denominación específica. La IGP Ternasco de Aragón fue amparada por la Unión Europea como Indicación Geográfica Protegida en el año 1996.

 

Gracias a que todo el proceso de crianza está previamente definido, y a los frecuentes controles que se realizan durante todo ese tiempo, se garantizan unos estándares de calidad óptimos que se traducen en una carne de cordero tierna, sabrosa y saludable —demostrado en varios estudios profesionales publicados—, y cada vez más versátil, para satisfacer a nuevos tipos de consumidores y nuevas formas de consumo.

Como beneficio adicional, el Ternasco de Aragón favorece la economía rural aragonesa, su cultura y medio de vida, manteniendo la población y preservando el medio natural.

 

IGP Ternera Gallega

La Indicación Geográfica Protegida Ternera Gallega  inicia su labor de control y promoción en 1989. Desde 1996 está reconocida por la Unión Europea, siendo la primera carne de vacuno con control integral y certificado de garantía.

La carne comercializada bajo el amparo de la IGP Ternera Gallega es exclusivamente de terneros nacidos, criados y sacrificados en Galicia, que proceden de razas autóctonas y sus cruces y que superaron un riguroso programa de control integral.

Son terneros de menos de 10 meses, criados en ganaderías y cebaderos tradicionales, alimentados siguiendo las pautas seculares de la producción de carne en Galicia, con el aprovechamiento de los forrajes propios de la explotación y con concentrados  autorizados exclusivamente de origen vegetal. Además en el caso de Ternera Gallega Suprema, la base de su alimentación es la leche materna como mínimo hasta los 7 meses de edad. La carne se caracteriza por su textura de músculo fino, por su jugosidad, sabor y extraordinaria terneza.

 

 Para más información: Patricia Magaña – 676 50 71 67 – p.magana@gaiacomunicacion.es

[1] Suma de usuarios únicos web, periodistas e influencers, consumidores en punto de venta y usuarios únicos que han recibido impactos en medios de comunicación hasta la fecha

[2] Estudio de investigación GFK 2018. Programa de promoción IGP Ternera Gallega y Ternasco de Aragón

carnes con estilo objetivos

“CARNES CON ESTILO” SUPERA SUS OBJETIVOS

  • El programa de promoción europeo “Carnes con estilo” ha impactado en más de 18 millones de personas.
  • Tras el primer periodo de campaña, se ha aumentado la notoriedad de las IGP Ternera Gallega y Ternasco de Aragón hasta llegar al 56,6% del target.
  • Durante este periodo, se ha logrado incrementar el reconocimiento del sello de calidad IGP en España en un 29%.

El pasado mes de abril tenía lugar el pistoletazo de salida del plan de promoción europeo con el que las Indicaciones Geográficas Protegidas (IGP) Ternera Gallega y Ternasco de Aragón sumaban sinergias para reivindicar, durante un periodo de tres años, las garantías de calidad y origen de sus carnes frescas.

Durante estos meses, y bajo la denominación “Carnes con estilo”, ambas IGP han realizado un importante esfuerzo para ampliar el conocimiento del sello de calidad IGP que certifica su origen y calidad entre los consumidores españoles, siendo más de la mitad del target (51,2%)[1] de los encuestados por la consultora GFK (consumidores de entre 25 y 55 años), los que conocen lo que esta certificación implica tras el primer periodo de campaña, lo que supone un incremento del 29% con respecto al inicio del programa[2]. Asimismo, se ha conseguido aumentar la notoriedad de la Ternera Gallega y el Ternasco de Aragón, llegando hasta un 56,6% del target.

Además, el plan tiene como objetivo informar sobre los valores diferenciales del Ternasco de Aragón y la Ternera Gallega y poner de relieve aspectos relacionados como el arraigo, la tradición y la identidad que vincula estos productos a sus territorios. Estos objetivos han sido superados con creces durante este primer periodo de campaña, en el que esta información se ha trasladado a más de 18 millones de usuarios[3].

Degustaciones y demostraciones

Madrid, Cataluña, Comunidad Valenciana, País Vasco, Cantabria, La Rioja y Navarra han sido las comunidades autónomas en las que se ha hecho un especial hincapié a la hora de llevar a cabo actividades de dinamización e información al consumidor en el punto de venta.

Más de 15.000 consumidores han probado la calidad y las extraordinarias propiedades de estas carnes en las degustaciones llevadas a cabo en diversos puntos de venta. Además, se ha llegado a profesionales de la gran distribución a través de jornadas formativas y showcookings, que se han convertido en una fuente de información, conocimiento y aprendizaje para estos profesionales.

Información a los medios

Durante 2018, los medios de comunicación han sido grandes aliados para el programa “Carnes con estilo”. En este sentido, se han desarrollado acciones online y offline con periodistas e influencers cuyas informaciones han impactado en más de 18 millones de usuarios. Por su parte, se ha iniciado una campaña publicitaria en revistas generalistas y especializadas gourmet que ha sumado casi 2,5 millones de impactos.

Paralelamente, desde la web www.carnesconestiloigp.com, se han transmitido a los internautas los datos más relevantes de la campaña, 12 vídeo-recetas en las que se han cocinado exquisitos platos con Ternera Gallega y Ternasco de Aragón, así como el spot “Carnes con estilo”, que ha recibido casi 8 millones de visualizaciones.

Todas estas acciones han tenido una excelente acogida, según el informe elaborado por GFK, que destaca que ambas IGP gozan de mejor salud de marca que el resto de sellos de calidad de alimentación fresca, obteniendo valoraciones superiores en atributos como: “dan más confianza”, “tienen mejor sabor” y “son mejores que las de origen extranjero”.

Durante los dos próximos años, los Consejos Reguladores de ambas IGP continuarán uniendo sus fuerzas y compartiendo sinergias para hacer llegar al consumidor y a los profesionales la calidad de sus carnes, transmitir sus valores e informar sobre su origen y trazabilidad.

 

 IGP Ternasco de Aragón

El Ternasco de Aragón es un cordero de menos de 90 días, alimentado con leche materna y cereales naturales hasta alcanzar un peso en canal que oscila entre 8 y 12,5 kg.

Su exigente proceso de crianza y control está regulado desde 1989 por el Consejo Regulador de la Indicación Geográfica Protegida Ternasco de Aragón, lo que supone la distinción de ser la primera carne fresca en España reconocida con una Denominación específica. La IGP Ternasco de Aragón fue amparada por la Unión Europea como Indicación Geográfica Protegida en el año 1996.

Gracias a que todo el proceso de crianza está previamente definido, y a los frecuentes controles que se realizan durante todo ese tiempo, se garantizan unos estándares de calidad óptimos que se traducen en una carne de cordero tierna, sabrosa y saludable —demostrado en varios estudios profesionales publicados—, y cada vez más versátil, para satisfacer a nuevos tipos de consumidores y nuevas formas de consumo.

Como beneficio adicional, el Ternasco de Aragón favorece la economía rural aragonesa, su cultura y medio de vida, manteniendo la población y preservando el medio natural.

IGP Ternera Gallega

La Indicación Geográfica Protegida Ternera Gallega  inicia su labor de control y promoción en 1989. Desde 1996 está reconocida por la Unión Europea, siendo la primera carne de vacuno con control integral y certificado de garantía.

La carne comercializada bajo el amparo de la IGP Ternera Gallega es exclusivamente de terneros nacidos, criados y sacrificados en Galicia, que proceden de razas autóctonas y sus cruces y que superaron un riguroso programa de control integral.

Son terneros de menos de 10 meses, criados en ganaderías y cebaderos tradicionales, alimentados siguiendo las pautas seculares de la producción de carne en Galicia, con el aprovechamiento de los forrajes propios de la explotación y con concentrados  autorizados exclusivamente de origen vegetal. Además en el caso de Ternera Gallega Suprema, la base de su alimentación es la leche materna como mínimo hasta los 7 meses de edad. La carne se caracteriza por su textura de músculo fino, por su jugosidad, sabor y extraordinaria terneza.

 

 Para más información: Patricia Magaña – 676 50 71 67 – p.magana@gaiacomunicacion.es

id=”ancla1″[1] Estudio de investigación GFK 2018. Programa de promoción IGP Ternera Gallega y Ternasco de Aragón

id=”ancla2″[2] Dato extraído a partir del 19% de reconocimiento registrado en el Eurobarómetro en 2015. ‘Special Eurobarometer 440 – Wave EB84.2 – TNS Opinion & Social’

id=”ancla3″[3] Suma de usuarios únicos web, periodistas e influencers, consumidores en punto de venta y usuarios únicos que han recibido impactos en medios de comunicación hasta la fecha

 

Tataki Ternera Gallega Navidad

NUEVAS PROPUESTAS DE TERNERA GALLEGA Y TERNASCO DE ARAGÓN EN NAVIDAD

  • Las IGP Ternasco de Aragón y Ternera Gallega han lanzado al mercado nuevos y suculentos cortes de vacuno y cordero para que puedas darle un toque de sofisticación a tus platos. Y, si eres de los clásicos, no te pierdas estos consejos para conseguir el asado perfecto.

 ¿Cansado de cenar siempre lo mismo en Navidad? ¿Aburrido del mismo asado de todos los años? ¿Harto de patatas panaderas y la misma salsa?

No te preocupes, las IGP Ternera Gallega y Ternasco de Aragón han lanzado al mercado nuevos y suculentos cortes de vacuno y cordero para que puedas seguir disfrutando en estas fiestas de las mejores carnes. Con ellos puedes darle un toque de sofisticación a tus celebraciones y sorprender a tus invitados con preparaciones distintas e innovadoras.

Aunque si eres de los clásicos, de los que no renuncian a una buena paletilla de Ternasco de Aragón o a un buen solomillo de Ternera Gallega por nada del mundo, no hay problema, porque los consejos reguladores de ambas IGP han elaborado fabulosas recetas para todos los gustos a las que puedes acceder en https://www.carnesconestiloigp.com/recetas-con-estilo/.

 

Menú innovador

Para los más atrevidos, la IGP de Ternasco de Aragón recomienda en estas fechas el Tournedó de Ternasco de Aragón, fácil de preparar, sabroso y muy resultón a la hora de presentarlo. Se trata de una de las partes más nobles del cordero, ideal para comerlo al punto o punto menos.

Queda perfecto, por ejemplo, marcado a la plancha (4 minutos por cada lado) y acompañado por una salsa preparada en la sartén donde hemos cocinado el tournedó con brandy, nata líquida y mostaza en grano al gusto. O bien pasando los medallones por huevo batido y una picada de frutos secos variados, lo que les dará un aspecto almendrado y un toque crujiente.

Por su parte, la IGP de Ternera Gallega apuesta por preparar un delicioso Tataky de Ternera Gallega con aliño de tomate seco y albahaca para darle un toque oriental a tus celebraciones. Es muy sencillo, se corta la pieza de la Cadera de Ternera Gallega en forma de lingotes rectangulares que, una vez salpimentados, se doran en una sartén a fuego fuerte durante 30 segundos por cada lado. Se hace un aliño en mortero con sal Maldon, pimienta negra, 2 dl de aceite de oliva virgen extra, 50 g tomate seco en aceite, un diente de ajo y 12 hojas de albahaca. Se macera la carne con el aliño entre 12 y 24 horas en la nevera y se presenta cortado en lonchas finas con un poco de aliño y unas hojitas de rúcula.

 

 

Clásicos que nunca fallan

Pero si lo tuyo son los clásicos, apunta estos consejos de Javier Robles, uno de los cocineros más expertos en carnes de cordero, para elaborar el perfecto asado de Paletilla de Ternasco de Aragón. “Mientras precalientas el horno arriba y abajo, sala la paletilla por ambos lados, úntala ligeramente con un poco de aceite y colócala con la piel hacia abajo en una bandeja de horno. Añade unos dientes de ajo y unas ramas de tomillo e introdúcela en el horno a media altura, 150ºC arriba y abajo. A los 30 minutos, dale la vuelta y remójala con un chorreón de vino blanco. Después de otros 30 minutos, remoja la paletilla por encima con medio litro de agua. Mantén en el horno 45 minutos más, sumando un total de 1h 45min. Saca la paletilla, termina de cortarla y sírvela con el acompañamiento que quieras”.

Por su parte, el chef Taky, uno de los mayores expertos en el corte y cocinado de la carne de ternera, recomienda el asado de una pieza grande de Ternera Gallega para estas fechas, ya que es un “método idóneo para preparar gran cantidad de comida con poco trabajo, manchando poco y sin emplear demasiado tiempo”. Por ejemplo, para unos 10 comensales, este experto opta por la contra, realizando unos cortes en la parte grasa para que el calor del horno penetre bien. Se embadurna la pieza con una película de aceite, sal gorda abundante, pimienta negra, tomillo fresco, dientes de ajo sin pelar para que no se quemen y un poquito de vino blanco para aportar humedad. Se mete al horno a 220 grados y luego se baja a 180 grados durante 45 minutos. Como recomendaciones, Taky apuesta por “atemperar la carne entre una y dos horas antes de cocinarla y elegir un recipiente de horno lo más cercano posible al tamaño de la pieza”.

 

IGP Ternasco de Aragón

El Ternasco de Aragón es un cordero de menos de 90 días, alimentado con leche materna y cereales naturales hasta alcanzar un peso en canal que oscila entre 8 y 12,5 kg.

Su exigente proceso de crianza y control está regulado desde 1989 por el Consejo Regulador de la Indicación Geográfica Protegida Ternasco de Aragón, lo que supone la distinción de ser la primera carne fresca en España reconocida con una Denominación específica. La IGP Ternasco de Aragón fue amparada por la Unión Europea como Indicación Geográfica Protegida en el año 1996.

Gracias a que todo el proceso de crianza está previamente definido, y a los frecuentes controles que se realizan durante todo ese tiempo, se garantizan unos estándares de calidad óptimos que se traducen en una carne de cordero tierna, sabrosa y saludable —demostrado en varios estudios profesionales publicados—, y cada vez más versátil, para satisfacer a nuevos tipos de consumidores y nuevas formas de consumo.

Como beneficio adicional, el Ternasco de Aragón favorece la economía rural aragonesa, su cultura y medio de vida, manteniendo la población y preservando el medio natural.

 

IGP Ternera Gallega

La Indicación Geográfica Protegida Ternera Gallega  inicia su labor de control y promoción en 1989. Desde 1996 está reconocida por la Unión Europea, siendo la primera carne de vacuno con control integral y certificado de garantía.

La carne comercializada bajo el amparo de la IGP Ternera Gallega es exclusivamente de terneros nacidos, criados y sacrificados en Galicia, que proceden de razas autóctonas y sus cruces y que superaron un riguroso programa de control integral.

Son terneros de menos de 10 meses, criados en ganaderías y cebaderos tradicionales, alimentados siguiendo las pautas seculares de la producción de carne en Galicia, con el aprovechamiento de los forrajes propios de la explotación y con concentrados  autorizados exclusivamente de origen vegetal. Además en el caso de Ternera Gallega Suprema, la base de su alimentación es la leche materna como mínimo hasta los 7 meses de edad. La carne se caracteriza por su textura de músculo fino, por su jugosidad, sabor y extraordinaria terneza.

 Para más información: Patricia Magaña – 676 50 71 67 – p.magana@gaiacomunicacion.es

Ganadera IGP Ternasco de Aragón

TERNASCO DE ARAGÓN Y TERNERA GALLEGA, GARANTES DEL TERRITORIO

• Las IGP Ternera Gallega y Ternasco de Aragón contribuyen a la conservación de los métodos
tradicionales de producción ganadera, y favorecen la sostenibilidad de sus territorios.

• Un total de 667 ganaderías se encuentran inscritas en la IGP de Ternasco de Aragón y más de
8.300 están adheridas a la IGP Ternera Gallega, lo que se traduce en un entorno rural vivo y
protegido frente a la despoblación.

Las políticas europeas reconocen y protegen las denominaciones de ciertos productos alimenticios, los relacionan con un método de producción o un territorio y les asignan logotipos que los identifican como “productos de calidad alimentaria diferenciada”.
Es el caso de la IGP Ternera Gallega, que avala las carnes procedentes exclusivamente de terneros nacidos, criados y sacrificados en Galicia, entre otros requisitos; o el caso de la IGP Ternasco de Aragón, un cordero nacido en ganaderías aragonesas inscritas en la IGP, alimentados con leche materna y cereales naturales y cuyo peso en canal oscila entre 8 y 12,5 kg, entre otras características.
Pero además de esta labor fundamental de certificación y trazabilidad, los Consejos Reguladores que gestionan estas dos IGP son actores relevantes a la hora de garantizar la sostenibilidad de los territorios vinculados a sus productos, ya que generan un mayor valor añadido para el propio producto y contribuyen a mantener la viabilidad económica de las zonas rurales en las que se producen las carnes que amparan.

Aragón y Galicia, tierras ganaderas

Amparada por la Unión Europea como IGP en 1996, a día de hoy (junio 2018), están adscritas a la IGP Ternasco de Aragón más de 365.000 ovejas de las razas autóctonas aragonesas Ojinegra de Teruel, Roya Bilbilitana, Rasa Aragonesa, Maellana y Ansotana.
Estas ovejas están repartidas en 667 ganaderías de más de 320 municipios a lo largo de las tres provincias aragonesas, lo que supone un indudable beneficio para la economía rural de la región, ya que se trata de una forma de producción arraigada en la zona durante siglos, que mantiene la población de estos territorios perpetuando su cultura y su medio natural.
Por su parte, existe constancia de que desde hace más de 3.700 años se produce carne de vacuno en el territorio gallego, por lo que nos encontramos ante un producto de gran tradición e historia, estratégico para la economía gallega e importante dinamizador de las zonas rurales.
El año pasado, el ganado inscrito en la IGP Ternera Gallega aumentó en un 6%, llegando a superar las 133.000 cabezas. Este incremento en el número de animales certificados contribuye a redimensionar las explotaciones y profesionalizar el sector para ser más competitivos y eficientes, además de fijar población en el medio rural gallego.
En este sentido cabe destacar que se encuentran adscritas a la IGP casi 8.300 explotaciones, de las que unas 3.800 están inscritas a nombre de mujeres.
La comercialización de productos cárnicos de las IGP Ternera Gallega y Ternasco de Aragón ayuda no solo a mejorar la viabilidad de las explotaciones, sino a mantener una profesión milenaria, favoreciendo un mundo rural vivo y protegido frente a la despoblación.

IGP Ternasco de Aragón

El Ternasco de Aragón es un cordero de menos de 90 días, alimentado con leche materna y cereales naturales hasta alcanzar un peso en canal que oscila entre 8 y 12,5 kg.

Su exigente proceso de crianza y control está regulado desde 1989 por el Consejo Regulador de la Indicación Geográfica Protegida Ternasco de Aragón, lo que supone la distinción de ser la primera carne fresca en España reconocida con una Denominación específica. La IGP Ternasco de Aragón fue amparada por la Unión Europea como Indicación Geográfica Protegida en el año 1996.

Gracias a que todo el proceso de crianza está previamente definido, y a los frecuentes controles que se realizan durante todo ese tiempo, se garantizan unos estándares de calidad óptimos que se traducen en una carne de cordero tierna, sabrosa y saludable —demostrado en varios estudios profesionales publicados—, y cada vez más versátil, para satisfacer a nuevos tipos de consumidores y nuevas formas de consumo.

Como beneficio adicional, el Ternasco de Aragón favorece la economía rural aragonesa, su cultura y medio de vida, manteniendo la población y preservando el medio natural.

IGP Ternera Gallega

La Indicación Geográfica Protegida Ternera Gallega inicia su labor de control y promoción en 1989. Desde 1996 está reconocida por la Unión Europea, siendo la primera carne de vacuno con control integral y certificado de garantía.

La carne comercializada bajo el amparo de la IGP Ternera Gallega es exclusivamente de terneros nacidos, criados y sacrificados en Galicia, que proceden de razas autóctonas y sus cruces y que superaron un riguroso programa de control integral.

Son terneros de menos de 10 meses, criados en ganaderías y cebaderos tradicionales, alimentados siguiendo las pautas seculares de la producción de carne en Galicia, con el aprovechamiento de los forrajes propios de la explotación y con concentrados autorizados exclusivamente de origen vegetal. Además en el caso de Ternera Gallega Suprema, la base de su alimentación es la leche materna como mínimo hasta los 7 meses de edad. La carne se caracteriza por su textura de músculo fino, por su jugosidad, sabor y extraordinaria terneza.

Para más información: Patricia Magaña – 676 50 71 67 – p.magana@gaiacomunicacion.es

“CARNES CON ESTILO”: NUEVOS CORTES, NUEVAS RECETAS

  • Las Indicaciones Geográficas Protegidas (IGP) Ternera Gallega y Ternasco de Aragón están dando a conocer entre los consumidores los nuevos y versátiles cortes de sus carnes.
  • Dentro de la campaña de promoción europea “Carnes con estilo”, han lanzado una web (carnesconestiloigp.com), donde se explica la calidad en el origen de estas carnes, los cortes más clásicos, los más vanguardistas y multitud de recetas para prepararlos.
  • Ambas IGP han realizado durante los meses de mayo y junio degustaciones en punto de venta para hacer llegar su producto al consumidor final.

Tanto el Ternasco de Aragón como la Ternera Gallega son carnes extremadamente versátiles a la hora de su preparación y consumo. Se trata de productos excelentes tanto si se cocinan en sus versiones más tradicionales, como si se opta por cortes más vanguardistas.

En su afán por dar a conocer la calidad y la excelencia de las carnes con origen certificado, y dentro del Plan de Promoción Europeo “Carnes con Estilo”, las IGP Ternera Gallega y Ternasco de Aragón están haciendo llegar a los consumidores nuevos cortes alternativos y multitud de recetas para preparar platos diferentes a través de su página web conjunta, www.carnesconestiloigp.com.

 

Promoción de nuevos cortes

Las dos marcas de calidad están divulgando las piezas menos habituales de la canal, que garantizan una excelente calidad, a la altura de las partes más conocidas por los consumidores, pero a un precio más económico. Además, estos cortes alternativos ofrecen una gran versatilidad, ya que se pueden preparar a la plancha, al horno o asados.

Por ejemplo, junto a las piezas más tradicionales, como la paletilla, el costillar o la pierna, la IGP Ternasco de Aragón ha lanzado nuevos cortes como el Tournedó, el Filete de pierna, los Collares, los Churrasquitos, el Churrasco, o el Filete de Carrillón.

En el caso de la Ternera Gallega, a los más populares como el solomillo, la babilla, el entrecot, la tapa, la aguja o los morcillos, se le unen cortes alternativos como el filete de vacío, la bavette, el filetón de culata de contra o de llana. Infinitas opciones para que todo el mundo pueda cocinar de una forma cómoda, fácil y rápida.

Degustaciones ‘in situ’

Ambas IGP tienen como objetivo incrementar la percepción sobre las cualidades diferenciales de la Ternera Gallega y el Ternasco de Aragón, y aumentar la competitividad y el consumo de ambos productos. Por eso, durante los fines de semana de mayo y junio, han organizado degustaciones en punto de venta dirigidas al cliente final.

De este modo, en establecimientos de Madrid, Barcelona, Tarragona, Girona, Valencia, Alicante, Málaga, Zaragoza, Guipúzcoa, Bizkaia, Álava y Navarra, expertos cocineros han preparado a la plancha algunos de estos cortes alternativos para darlos a conocer entre los consumidores. Asimismo, se han repartido folletos informativos donde se explica la campaña “Carnes con estilo” y que contienen cuatro deliciosas recetas con estos versátiles cortes.

 

IGP Ternasco de Aragón

El Ternasco de Aragón es un cordero de menos de 90 días, alimentado con leche materna y cereales naturales hasta alcanzar un peso en canal que oscila entre 8 y 12,5 kg.

Su exigente proceso de crianza y control está regulado desde 1989 por el Consejo Regulador de la Indicación Geográfica Protegida Ternasco de Aragón, lo que supone la distinción de ser la primera carne fresca en España reconocida con una Denominación específica. La IGP Ternasco de Aragón fue amparada por la Unión Europea como Indicación Geográfica Protegida en el año 1996.

Gracias a que todo el proceso de crianza está previamente definido, y a los frecuentes controles que se realizan durante todo ese tiempo, se garantizan unos estándares de calidad óptimos que se traducen en una carne de cordero tierna, sabrosa y saludable —demostrado en varios estudios profesionales publicados—, y cada vez más versátil, para satisfacer a nuevos tipos de consumidores y nuevas formas de consumo.

Como beneficio adicional, el Ternasco de Aragón favorece la economía rural aragonesa, su cultura y medio de vida, manteniendo la población y preservando el medio natural.

 

IGP Ternera Gallega

La Indicación Geográfica Protegida Ternera Gallega  inicia su labor de control y promoción en 1989. Desde 1996 está reconocida por la Unión Europea, siendo la primera carne de vacuno con control integral y certificado de garantía.

La carne comercializada bajo el amparo de la IGP Ternera Gallega es exclusivamente de terneros nacidos, criados y sacrificados en Galicia, que proceden de razas autóctonas y sus cruces y que superaron un riguroso programa de control integral.

Son terneros de menos de 10 meses, criados en ganaderías y cebaderos tradicionales, alimentados siguiendo las pautas seculares de la producción de carne en Galicia, con el aprovechamiento de los forrajes propios de la explotación y con concentrados  autorizados exclusivamente de origen vegetal. Además en el caso de Ternera Gallega Suprema, la base de su alimentación es la leche materna como mínimo hasta los 7 meses de edad. La carne se caracteriza por su textura de músculo fino, por su jugosidad, sabor y extraordinaria terneza.

 

Para más información:

Patricia Magaña – 676 507 167 – p.magana@gaiacomunicacion.es

 

LLEGAN “LAS CARNES CON ESTILO” DE IGP TERNERA GALLEGA Y TERNASCO DE ARAGÓN

Las Indicaciones Geográficas Protegidas Ternera Gallega y Ternasco de Aragón comienzan un plan de promoción que durante tres años reivindicará la importancia de los sellos de calidad garantizada de la Unión Europea, a través del programa de acciones “Carnes con estilo”.

Un ambicioso proyecto con el que estas dos históricas IGP´s quieren poner en valor las garantías de calidad y de origen que certifican los sellos, junto con el arraigo, la tradición y la identidad de nuestros territorios.

 

Dos IGP´s que comparten valores y experiencia

Estas dos denominaciones comparten valores, pero también historia. En el caso de la IGP Ternasco de Aragón, se trata de la primera carne fresca que fue reconocida con una Denominación específica en España. En esas mismas fechas, en 1989, la IGP Ternera Gallega comenzó su labor de control y promoción. Ambas IGP fueron reconocidas por la Unión Europea en 1996 siendo las dos primeras carnes frescas de vacuno y cordero, respectivamente, con un control integral y certificación de garantía reconocido por Europa.

Actualmente, ambas IGP´s son las más representativas en la comercialización de vacuno y cordero recental en España, donde Ternera Gallega representa el 55% del total del vacuno nacional español con sello IGP y Ternasco de Aragón, el 55% del total del cordero recental nacional con IGP.

Tanto por su veteranía y experiencia acumulada a lo largo de estos años como por su peso específico en el sector de carnes frescas certificadas con el sello de Indicación Geográfica Protegida, estas dos denominaciones han decidido unir fuerzas para reivindicar ante los profesionales y los responsables de compra del hogar los valores diferenciales que las identifican.

 

Un completo plan de acciones para el consumidor y los profesionales

Conscientes de la importancia de focalizar los esfuerzos para conseguir resultados, este plan de promoción va a contemplar diferentes actuaciones centradas principalmente en el punto de venta y el entorno online.

Por una parte, con una intensa propuesta de acciones de dinamización en los principales comercializadores nacionales de estas “Carnes con estilo”. Y, paralelamente, con una campaña de publicidad y contenidos digitales.

Esta propuesta de acciones promocionales permitirá transmitir al consumidor los valores diferenciales de los sellos de calidad europeos. Porque, además del sabor, la seguridad y la trazabilidad que llevan asociados, estos productos destacan también por los beneficios derivados de su influencia en el territorio, la creación de empleo de calidad y el relevo generacional en las zonas rurales, así como otros tantos aspectos que las dos IGP´s transmitirán a los consumidores.

 

IGP Ternera Gallega- 1

IGP Ternasco de Aragón

El Ternasco de Aragón es un cordero de menos de 90 días, alimentado con leche materna y cereales naturales hasta alcanzar un peso en canal que oscila entre 8 y 12,5 kg.

Su exigente proceso de crianza y control está regulado desde 1989 por el Consejo Regulador de la Indicación Geográfica Protegida Ternasco de Aragón, lo que supone la distinción de ser la primera carne fresca en España reconocida con una Denominación específica.

Gracias a que todo el proceso de crianza está previamente definido, y a los frecuentes controles que se realizan durante todo ese tiempo, se garantizan unos estándares de calidad óptimos que se traducen en una carne de cordero tierna, sabrosa y saludable -demostrado en varios estudios profesionales publicados-, y cada vez más versátil, para satisfacer a nuevos tipos de consumidores y nuevas formas de consumo.

Como beneficio adicional, el Ternasco de Aragón favorece la economía rural aragonesa, su cultura y medio de vida, manteniendo la población y preservando el medio natural.

 

IGP Ternera Gallega

La Indicación Geográfica Protegida Ternera Gallega inicia su labor de control y promoción en 1989. Desde 1996 está reconocida por la Unión Europea, siendo la primera carne de vacuno con control integral y certificado de garantía.

La carne comercializada bajo el amparo de la IGP Ternera Gallega es exclusivamente de terneros nacidos, criados y sacrificados en Galicia, que proceden de razas autóctonas y sus cruces y que superaron un riguroso programa de control integral.

Son terneros de menos de 10 meses, criados en ganaderías y cebaderos tradicionales, alimentados siguiendo las pautas seculares de la producción de carne en Galicia, con el aprovechamiento de los forrajes propios de la explotación y con piensos autorizados exclusivamente de origen vegetal. Además en el caso de Ternera Gallega Suprema, la base de su alimentación es la leche materna como mínimo hasta los 7 meses de edad. La carne se caracteriza por su textura de musculo fino, por su jugosidad, sabor y extraordinaria terneza.

 

Para más información:

Cristina Ramos

c.ramos@gaiacomunicacion.es

636 768 141

x

Usamos cookies para brindarle la mejor experiencia en línea. Al aceptar que acepta el uso de cookies de acuerdo con nuestra política de cookies.

Aceptar Rechazar Centro de privacidad Configuracion de Privacidad Leer nuestra Política de Privacidad